Wednesday, 16 January 2013

Zanzibar

Llegando a Zanzíbar...

Y al poco aquí me veis, coronado, en la famosa isla


Aunque de las dos formas que hay para ser rey yo no escogí esta (aunque les pedí la cuerda hecha de hojas del árbol de plátano para Marquitos!!)

Y tras recordar su fascinante y a también dolorosa historia...



...aquí os dejo con sus fascinantes atardeceres...



Yo me quedo frente al océano, escuchando un concierto de música tarab a mi espalda que parece saludar en el cielo a la media luna, como ya sabéis los privilegiados. 

Buenas noches...


2 comments:

Cristen said...

Vaya, así de elegante te recuerdo en tu graduación ;D Quiero más poemas. Besos

Marcos Recio Pérez said...

Hola tio, soy Marcos, como hoy no he tenido tenis, he decidido escribirte algo.
Qué tal te lo estas pasando? ya vemos por tus comentarios que muy bien. Gracias por la corana....pero cuando me la vas a dar....
Un besazo.
Markis